kritiken hemeroteka

7.498 kritika

Azken kritikak

« | »

Biozkadak / Luis Jauregi Jautarkol / Ama-Birgiñaren irarkola, 1929

La metrica de Biozkadak Orixe / Euzkadi, 1930-01-03

Nos referimos a los versos en cuanto declamables, pues ellos son en cualquiera de las combinaciones y aun lo es la misma prosa. Volveremos a repetir que el zortziko mayor, en que por otra parte están quizá escritos los mejores versos cantados, resulta pesado, soporífero para la recitación. De las ocho que señalamos como mejores solo una poesía tiene su metro: “Bizitza menditarra”. Es una ligera conquista métrica, aunque sólo consista en cosa negativa. Tras de ellas, “Amonatxoa eskean”, “Umezurtza” y “Artzai-neska” están escritas en seguidillas españolas, que resultan sueltas y graciosas aun para recitadas.

En la poesía “Umetxo batek bere Zeruko Amari” hay una estrofa nueva con dos versos repetidos y el tercero repetición del segundo hemistiquio o medio-verso. Se la pude concebir como el pie dactílico sucedido de dos espondaicos, de los cuales los dos últimos, como se ha indicado, forman el tercer verso. O dicho de otra manera, cinco y cuatro sílabas los dos primeros versos con cesura en medio y cuatro más cuatro. A veces el cinco, cuatro, se sustituye con igual efecto auditivo por cinco, cinco cuatro. Véase un ejemplo:

Ama, zergatik ote daude igartuak
atzo or nik pozez-jarritako-loretxuak,
lore mardul-usaitsuak?

Hasta la mitad de la composición sigue zortziko mayor.

En la titulada “Antzerkia” la combinación constante es de siete más siete (primer verso), de seis el segundo, doblándolo en el mismo orden:

Nere biotz-barruan loratxo bat daukat,
zitori bat bertan,
zitori au nik, beste-lore ederrenak baño
maiteago benetan.

Es como un zortziko menor con aditamento del primer verso repetido. Si se lo cita a estilo zortziko menor, pierde gracia. Si se le considera, en cambio, el último verso como medio asclepiadeo, o sea de tres y tres sílabas, se le puede admitir como mérito. Había que tender a recalar la tonalidad de la primera de cada hemistiquio (para los vascos orientales).

“Atozkit Jesus” está escrita en asclepiadeos mayores, o sea en hemistiquios de cada seis versos. La estrofa consta de seis: tres de a doce con cesura, y tres de a seis (tercero, cuarto y quinto).

Eguna Zu gabe-neretzat da illundia.
Zu zera ta nere-begien argia.
Atozkit maitea
jo nere atea,
lorea bezela.
Lekaro onetan ilko naiz bestela.

El incoloro e incorrecto ta (Zu zera-ta) lo podía haber evitado muy bien, usando del giro en su dialecto.

Zu baitzera nere-begien argia.

En “Nere lagun zar bateri” usa esta combinación: cinco más cinco (primer verso) y seis: doblando los versos en el mismo orden, hace la estrofa. Tiene particular gracia, pues siendo imparisílabos los versos o mejor dicho los hemistiquios, el segundo es el más largo y descansa mejor el oído en la lectura. Solo cambiaré la trascripción, respetando íntegro el texto, diviendo el primero en dos.

Atetan daukat
beste lagun bat
benetan laguna.
Munduan norbait
Kutunik bada
Bera baita kutuna!

Se podía haber evitado el uso de norbait por iñor.

En “Guda-ondoren” tiene esta estrofa: de seis más seis (primer verso) y de cuatro el segundo, doblándolos en el mismo orden. Si este verso se quiere leer a estilo vasco, hay que hacer espondaico el verso par, de modo que resulte dividida la estrofa en hemistiquios de tres y el verso final de cuatro. De lo contrario, o sea de dividir también el último verso en tres y una sílaba, queda aguada la final, que para el oído tiene que equivaler a las tres anteriores.

Atozkit, semetxo, -atoz amatxoren
magalera.
Nere zoriona, -nere poz eztia
zu baitzera.

Finalmente en “Loreti” se ve el zortziko mayor truncado en cinco sílabas, en combinación alterna de cinco más ocho sílabas, o cinco más tres.

Lokatz zikiñez —josirik zegon— bidetik
zikindu gabe —igaro nai zun— loretik.

A mitad de la poesía cambia en seguidilla española, metro que prodiga bastante y con éxito. El libro es, pues, instructivo aun en cuanto la métrica del verso.

Se nos ha pasado el hablar de las incorrecciones de lenguaje, y nos lo ha recordado alguno que otro ejemplo hoy trascrito. Ellas son bastantes en número: pero fáciles de enmienda aun por uno que no sea versificador. Las dos que hemos enmendado darán idea de lo que son estas incorrecciones de casi ninguna importancia. Una de las mejores poesías, falta a la gramática en el título: “Bizitz Menditarra”. Al citarla, varias veces tuvimos el cuidado de corregirla. En la primera de todas las composiciones dice (pág. 2. lin 15): “Elurra ari dan artean” por “elurra ari dun artean”; en la misma, (pág. lin. 22) se dice: “ez du ajola” por “ez dio ajola”. Y así sucesivamente.

Sobre todo, abusa del posesivo zu y la más de las veces lo usa mal. A nadie le incitaremos a que falte a las reglas de la gramática; pero no nos parece que éstas tienen la mínima importancia en momentos como el presente. Hay muchos libros como éste y no de aquellos que con todos sus escrúpulos gramaticales nada significan para el avance de la lengua por su absoluta falta de literatura. En Guipúzcoa el instinto literario se ha adelantado al gramatical, con mucha ventaja para el cultivo de la lengua. Hay una juventud lúcida y numerosa que escribe con decoro. (Cada dialecto de los de aquende el Bidasoa).

La Gramática, cuyo estudio está todavía en la infancia, irá formándose de lo que produzcan los escritores verdaderamente populares. En resumen: el libro que hemos juzgado, formará época en las letras vascas. Eliminadas media docena, a lo sumo, de poesías, y corregidas las leves incorrecciones, será un libro áureo de enseñanza para los muchos aficionados y de gloria para la lengua vasca.

Azken kritikak

Kapitalismoa eta emakumeen aurkako indarkeria
Silvia Federici

Irati Majuelo

Txipiroiak bere beltzean
Rafa Egiguren

Hasier Rekondo

Zendabalitz
Erika Elizari

Javier Rojo

Zendabalitz
Erika Elizari

Aiora Sampedro

Isiltasun urte luzeak
Francisco Castro

Joannes Jauregi

Bertsoaren harria
Koldo Izagirre

Mikel Asurmendi

Karanbola hirukoitza
Eneritz Artetxe

Amaia Alvarez Uria

Bilduma bat
Sandro Penna

Irati Majuelo

Bilduma bat
Sandro Penna

Igor Estankona

Etxeak eta hilobiak
Bernardo Atxaga

Javier Rojo

Aitaren etxea
Karmele Jaio

Mikel Asurmendi

Izurria
Albert Camus

Txema Arinas

Andrezaharraren manifestua
Mari Luz Esteban

Ibai Atutxa Ordeñana

Hik ez dakik zer den beldurra
Karlos Linazasoro

Aiora Sampedro

Artxiboa

Martxoa 2020

Otsaila 2020

Urtarrila 2020

Abendua 2019

Azaroa 2019

Urria 2019

Iraila 2019

Abuztua 2019

Uztaila 2019

Ekaina 2019

Maiatza 2019

Apirila 2019

Hedabideak